martes, 25 de abril de 2017

La bella Annabel Lee. Kenzaburo Oé



     "Un anciano obeso avanza con pasos apresurados, en la mano izquierda lleva una barra flexible de resina, de color rojo y peso considerable. A su derecha camina un hombre robusto de mediana edad, también con una barra flexible, de color verde, en su mano. El anciano prefiere tener su diestra libre porque en cualquier momento deberá sostener al hombre de mediana edad, que puede perder el equilibrio a causa de la cojera de su pie. La pareja con sendas barras pasa de largo, haciendo caso omiso a los curiosos que los observan cuando se cruzan con ellos.
     Al tener que dejar la natación por la arritmia que le acaban de diagnosticar, el anciano (que soy yo) se animó a acompañar a su hijo en los ejercicios para corregir su cojera, siguiendo los consejos del entrenador, que le recomendaba caminar todo lo que pudiera."

     La experiencia de leer a Kenzaburo Oé es inolvidable por lo hermoso, por la mezcla, por lo distinto. Por eso no suelo faltar a sus citas y ya voy conociendo algunas de sus querencias, que hoy intentaré dejar escritas. Hoy traigo a mi estantería virtual, La bella Annabel Lee.

     Decir, en primer lugar, a quien conocemos en esta novela, podría parecer fácil, pero hay también que desentrañar los misterios de la línea que separa realidad y ficción en ella. O tal vez no haga falta y eso sea lo menos importante, pero sí hay que saber que no es todo del todo cierto ni tampoco es totalmente mentira. No obstante conocemos al propio Kenzaburo Oé, protagonista y narrador de esta novela, que pasea en las primeras líneas junto a su hijo Ikari. Oé ha dedicado su vida no solo a escribir, también a cuidar de su hijo, hoy ya un hombre adulto y con una sensibilidad especial para la música, que nació con lesiones cerebrales. Y juntos van paseando, cuando se produce un encuentro nada fortuito con Komori, a quien no veía hace treinta años, tiempo en el que este último se ha convertido en un productor cinematográfico reconocido. Ambos comienzan a hablar mientras Komori recuerda a Sakura, actriz que protagonizara siendo casi una niña la adaptación cinematográfica del poema de Edar Allan Poe llamado Anabel Lee. Komori va convenciendo a Oé de que se involucre en un nuevo proyecto mientras comienza a repasar estos años de ausencia en los que él no se ha separado de Sakura que parece arrastrar un trauma referente a dicho rodaje.

     Simplificando mucho, y sin querer aportar más datos al menos de momento, este sería el argumento de la última novela de Kenzaburo Oé, en la que rinde un homenaje al poema de Poe, que existe, y mezcla realidad y ficción en los tres momentos temporales en los que ha decidido fijarse. De la juventud a Annabel Lee y deteniéndose en el momento actual de la narración, despliega sus artes para lograr un impacto visual cargado de sensaciones que el lector recibe sin apenas darse cuenta. Son particularmente intensos los momentos en los que habla de sí mismo ya anciano, esa secuencia de fortaleza de quien es consciente de ser necesario a cualquier edad, por un hijo del que no se separa. Casi una herida latiendo en cada letra cuando se pone en boca de su amigo el recuerdo de una caida, un ataque, una protección feroz hacia su hijo. Y seguimos sin haber avanzado más de un par de páginas, pero ya hemos descubierto lo que es leer a Oé.
      El nuevo proyecto en el que embarcan al protagonista irá mezclándose con los intereses personales de Oé, cambiando y entusiasmando a una Sakura que irá recordando aquel trauma oculto.Y es que Sakura, esa mujer a la que Komoro nunca ha dejado de mirar o casi tutelar en la sombra, se perfila a grandes ratos como el andamiaje sobre el que se articula la novela, aunque eso solo sea cierto cuando le convenga a su autor.

      Todo esto que puede parecer complejo, Kenzaburo lo simplifica a la vez que mantiene firme esa voz que lleva una narración dinámica en la que, aunque descubramos alguna sorpresa antes de tiempo, no dejaremos por ello de disfrutar del estilo del autor. Tocará además temas ya conocidos en él como son los momentos sociales, la moral, la lealtad y la amistad, dotando a la historia con todo esto, de una especial sensibilidad a la que el lector no puede ser inmune.

     Ayer hablaba de un Premio Pulitzer y hoy traigo a un Nobel, parece que sí son importantes los premios más allá de las críticas que generen.
     Y por cierto, ahora que ya estamos con la resaca del Día del Libro, ¿qué libro os llevasteis a casa?

     Gracias.

24 comentarios:

albanta dijo... [Responder]

Tengo muchas ganas de leer a este autor. Aunque aún no se con que novela empezare. No me importaría que fuese esta.

Raúl Omar García dijo... [Responder]

Qué loco es meterse como personaje en su própia novela. No llego a entender muy bien de qué habla historia, parace un drama, y no me convence su argumento.
Saludos.

Libros Eris dijo... [Responder]

Interesante elección. No lo conocía, o sí. El caso es que la portada sí me sonaba por su originalidad. Me lo he apuntado. No me he estrenado con el autor y sí, parece complejo pero me gusta lo que cuentas así que no se hable más jajaja!
El día del libro en casa compramos un libro cada uno. Este año tocó a domingo y en mi ciudad se celebra el lunes porque... Bah, eso es otra historia. Mi ciudad no es muy amante de la lectura. Así que no lo celebré. Soy más de las que va a cuentagotas el resto del año aunque reconozco que hacía tanto que no iba a mi libre favorita (no está en mi ciudad) que me puse loca el sábado. Por cierto, en esa sí se celebraba el domingo, vamos, lo normal, el día.
Esto... Ya te has dormido leyéndome. No me extraña, maja. Mira que le doy al pico.
Besazo!!!

Rocío CazaEstrellas dijo... [Responder]

Este lo vi, pero no me lo llevé. No he leído nad de él, y es que no sé si es para mí. Este finde cayeron unos cuantos. Uno de Navona que estaba viendo muy recomendado y cuyo título ahora no recuerdo XD. La utilidad de lo inútil, otro de Sierra i Fabra, el primero de la trilogía del muchacho y alguno que otro más. Un beso!

Tatty dijo... [Responder]

No lo conocía pero de momento no me animo
Besos

Tamara López dijo... [Responder]

Me alegra que te haya gustado, pero tiene algo que me echa para atrás.
Un beso ^^

Mónica-serendipia dijo... [Responder]

He sabido que necesitaba leer esta novela en el mismo momento en el que he visto el título. De adolescente, este poema de Poe era mi preferido, me parecía el colmo de la belleza del romanticismo. Luego he leído lo que nos contabas del libro, y me ha reforzado en mi intención. Además, hace muchísimo que no leo a Kenzaburo Oe, ya va siendo hora, que me apetece.
En Sant Jordi, el Ingeniero me ha regalado "Nuestra casa en el árbol", de Lea Vélez (Destino), "Los casos de Horace Rumpole, abogado", de John Mortimer (Impedimenta),"Elisabeth y su jardín alemán", de Elisabeth von Armin (Lumen), y "Una temporada en Tinker Creek", de Annie Dillard (errata naturae).

Buscando mi equilibrio dijo... [Responder]

Wow, ¡qué interesante!
Justamente te iba a consultar eso, si era complejo... lo parece según el argumento que cuentas. ¿Y quizá sea de difícil comprensión? ¿De esos que dicen que "no son para todo el mundo"? No sé, pregunto.

Aun así, tengo que intentarlo. Me ha encantado la reseña.


Besitos

P.D.: Ni un libro en la Feria. Soy más de gastarme la pasta los 364 restantes.

Mangrii dijo... [Responder]

Hola :) Me resulta bastante interesante la trama y nunca esta de más probar a un autor galardonado. Mi botín está en camino (no hay librería en mi pueblo) pero se viene cargadito con varios libros. Un abrazo^^

Bemelë 32 dijo... [Responder]

La verdad es que en estos momentos de mi vida es un libro que no me llama la atención pese a que tenga tal galardón de un premio Nobel. La trama en si no me llama y por lo pronto creo que no va entrar en mi lista de pendientes, aunque... ¿quién sabe si en un futuro me animo a darle una oportunidad? jajajaja


¡SE MUUUUUUUUUUUUY FELIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIZ 😊😊💞!

Lady Aliena dijo... [Responder]

Me quedo con tu recomendación. Aunque los autores premiados suelen decepcionarme, no sé por qué éste me da buena espina. Besos.

Mi Álter Ego dijo... [Responder]

Soy muy fan de Poe, así que sólo el hecho de que alguno de sus personajes salga mencionado en el título, ya me llama. Jajajaja. Besotes!!!

CHARO dijo... [Responder]

Me ha gustado mucho esta resñea. No pude ir a Logroño en el día del libro para ver los puestos que ponen que seguro, de haber ido, hubiera caído alguno. Pero ya hace tiempo que la enfermedad de mi marido nos tiene muy limitados.Besicos

Mi tarde junto a un libro dijo... [Responder]

Hola! Este tampoco me llama demasiado la atención. No sé que me pasa que no me llevo demasiado bien con premios así, jejeje. Yo me llevé a casa La estrella de medianoche y La isla de Alice.
Besos!

Margari dijo... [Responder]

Curioso este libro con el propio autor como protagonista. Lo tendré en cuenta. De Kenzaburo Oe leí hace años Una cuestión personal, que me gustó mucho. Parece que éste es un buen libro para volver a él.
Besotes!!!

Violeta J. dijo... [Responder]

No he leído mucho de Poe pero conocía de Annabel Lee por Los Ritos del agua, jeje.

Quien ha salido ganando en el día del libro es Nuria. Le hemos comprado dos libros a cual más chulo y aquí estamos, disfrutando de ellos. Hoy ha sido el primer día de contacto (han llegado hoy) y no se ha separado de ellos.
Un beso

J.P. Alexander dijo... [Responder]

Se ve interesante , aunque por el momento no lo leeré. Te mando un b eso

Ana González Rey (Anita Nsf) dijo... [Responder]

Me ha llamado mucho este libro

Silvia dijo... [Responder]

Hola!
De este autor solo he leído Arrancad las semillas, fusilad a los niños y la verdad es que me dejó una sensación extraña. El libro me gustó muchísimo, pero creo que aún así me perdí muchas cosas. Tengo ganas de leerlo de nuevo y ver si capto alguna de esas cosas que creo que se me escaparon en la primera lectura.
Un beso ^-^

Buho Evanescente dijo... [Responder]

por cierto te llevamos a ti a la morada! gracias y un hermoso abrazobuho.

Inés dijo... [Responder]

¡Hola!
Este libro no me atrae demasiado pero gracias por la reseña.
Besos.

Mª Ángeles Bk dijo... [Responder]

Con este no estoy segura de animarme. Gracias por tu reseña.
Compré cuatro: Llegará la lluvia, El Ángel, Cuando aparecen los hombres y Todo lo que te conté...buen botín.
Besos

Xavier Beltrán dijo... [Responder]

No me llama nada. Será la maldición que tengo con los Nobel, pero ninguno de los galardonados consigue regalarme una historia que me satisfaga del todo, así que...

Un besito.

Yomi MR dijo... [Responder]

¡Holaa! Oh, qué bonito que te haya gustado el libro, jejeje, sin dudas que los premios sirven para algo ;) ah, no he leído al señor Poe pero me da mucha curiosidad, y Oé no lo había escuchado, así que me lo apunto a ver qué tal :D
¡Beesos! :3