martes, 4 de diciembre de 2012

Historias de cronopios y de famas. Julio Cortázar




     "Instrucciones para dar cuerda al reloj.
     Piensa en esto: cuando te regalan un reloj te regalan un pequeño infierno florido, una cadena de rosas, un calabozo de aire. No te dan solamente el reloj, que los cumplas muy felices y esperemos que te dure porque es de buena marca, suizo con áncora de rubíes; no te regalan solamente ese menudo picapedrero que te atarás a la muñeca y pasearás contigo. Te regalan -no lo saben, lo terrible es que o lo saben-, te regalan un nuevo pedazo frágil y precario de ti mismo, algo que es tuyo pero no es tu cuerpo, que hay que atar a tu cuerpo con su correa como un bracito desesperado colgándose de tu muñeca.
     Te regalan la necesidad de darle cuerda todos los días, la obligación de darle cuerda para que siga siendo un reloj; te regalan la obsesión de atender a la hora exacta en las vitrinas de las joyerías, en el anuncio por la radio, en el servicio telefónico. Te regalan el miedo de perderlo, de que te lo roben, de se te caiga al suelo y se rompa. Te regalan su marca, y la seguridad de que es una marca mejor que las otras, te regalan la tendencia de comparar tu reloj con los demás relojes. No te regalan un reloj, tú eres el regalado, a ti te ofrecen para el cumpleaños del reloj."

     Ayer hablaba de un detective diferente a otros de novela negra del norte. Hoy traigo un libro diferente, una pequeña genialidad o una gran genialidad, dependiendo de a quien se le pregunte. Me costó mucho decidirme a leerlo, es de relatos, de muchos relatos... y al final los disfruté tanto que no me quedó otro remedio que unirme a las voces que afirman que ha sido uno de los grandes nombres de la literatura. Hoy traigo a mi estantería virtual, Historias de cronopios y famas.

     Cuenta Cortázar que estando en Francia en el teatro des Champs Elysées, estaba solo en la parte más alta y económica del teatro y, en el entreacto que todo el mundo aprovecha para fumar se quedó solo. En ese momento vió o tuvo la ilusión de ver una suerte de globos o sapitos verdes, flotando. Ya en ese momento supo que eran cronopios. O tal vez, añado yo, le dio el nombre la misma musa que se los había dibujado.

     Desconozco como fue realmente la aparición de estos Cronopios, famas y esperanzas. Tres grupos que interaccionan en su realidad entre ellos mostrando a los buenos, artistas, burgueses e indecisos. Años lleva la crítica intentando definir a qué se refería o a quien para ser más exactos, el autor al perfilarlos. Y vuelve el autor a tomar la palabra y explicar que no pensaba en grupos concretos sino que fueron sus propias creaciones las que decidieron ir mostrando sus características, no siendo entonces deliberada la crítica que muchos ven en ellos.

     Al final lo que nos llega es un libro de relatos, muchos, sesenta y cuatro, que nos hacen sonreír y pensar con sus mágicas palabras repletas de una fina ironía y un derroche de creatividad. No pueden entenderse como relatos comunes, porque no lo son. Ya al entrar en la primera parte del libro y encontrarnos con Manual de instrucciones, vemos como situaciones comunes se pliegan y despliegan ante nosotros hasta sorprendernos por la complicación de lo simple. Y nos adentramos pensando en esas instrucciones, muchas de las cuales como las Instrucciones para subir una escalera, pasarán a la historia, en Ocupaciones raras. Aquí conocemos a una familia de raros, por comunes, por carentes de originalidad, que nos obligan una vez más a sonreir y a identificar conductas habituales. Después nos adentramos en su Material plástico para llevarnos finalmente a conocer a unos seres "verdes y húmedos": los Cronopios. Es aquí cuando disfrutamos realmente de Cortázar viendo a los Famas, que gustan de presumir ante todos, sobre todo ante los Cronopios que son capaces de disfrutar con lo insignificante y los Esperanzas, que viven alegremente sin demasiadas preocupaciones. Aquí la ironía se desborda y también las interpretaciones que queramos hacer, conscientes de que estamos leyendo un cuento, tal vez una fábula. Y como todos hemos sido niños alguna vez (en mi caso eso fue hace aproximadamente... bueno, cuando la vida era en blanco y negro) no podemos resistirnos a buscar la moraleja.

     Hoy traigo un libro que se aleja de lo común, un libro para disfrutar y recordar que se ha hecho imprescindible en mi biblioteca. Un descubrimiento este Cortázar que usa de una prosa simple para desarrollar un humor inteligente y que nos sorprende con toques de ternura. Pero, sobre todo, un libro para disfrutar de un ingenio y una capacidad creativa arrolladoras.

     Y sí, son relatos, cuentos... pero ¿os consideráis demasiado mayores para leer un cuento?, ¿hay una edad a a que se dejan de leer?

     Gracias

65 comentarios:

Winnie0 dijo... [Responder]

¿mayor? EN absoluto. Me encantan los libros de relatos y cuentos....Tomo muy buena nota de éste.... Una de mis joyas en libros que ya postearé de él es un tocho que tengo de recopilación de cuentos y relatos cortos americanos...Un beso y buen día

Icíar dijo... [Responder]

Rspeto mucho lo fantasioso, pero desde el señor de los anillos, ya hace tiempo, que no leo mucho más, y no porque no me guste, sino porque tengo que elegir. Pero reconozco que me haces dudar una barbaridad, y me dan ganas de cogerte este libro de relatos, con esos cronooios verdes y húmedos, y tanto derroche de creatividad que comentas. Además Julio Cortázar, es Julio Cortázar, y yo no lo he probado nunca.

Offuscatio dijo... [Responder]

Ayer mismo he comentado en otro espacio que el mes de diciembre parece muy propicio a la lectura de cuentos. Yo todavía no me he estrenado con Julio Cortázar, pero tampoco estoy muy segura que este libro sería un buen candidato. En casa tengo "Rayuela" en su edición portuguesa, ¿qué me dices? Un beso

Framboise dijo... [Responder]

¡Ay! ¡Qué alegría! El reloj-alcaucil donde al llegar al corazón el tiempo no puede ya medirse... salvo que sepas trinchar el pollo en 42 movimientos o bailar tregua o cátala. :)
Pues sí una delicia de libro aunque a ratos te deja con la cabeza llena de ¿¿¿??? pero entoncés es cuando hay que dejar volar al niño que llevas dentro. :)
Por mi parte, me alegro de haber llegado a una edad en que puedes hacer que el proceso se invierta y vas recuperando gafas de niño y si algo lamento es haber tardado tanto en volver a ser cronopio.
Bueno... ser adulta tiene sus momentos buenos también.
Un abrazo grande y ... un gran ramo de rosas. :)

Mónica-serendipia dijo... [Responder]

Creo que nunca llega el momento de dejar de leer cuentos. Hasta la gente más seria, esa que dice que no lee cuentos, se los lee a sus hijos y se lo pasa bien con ellos. El cuento es un suspiro de fantasia que nos ayuda a olvidarnos por un tiempo de la realidad. Y a veces, sólo a veces, nos regala buenas ideas para aplicar en nuestra vida cotidiana y que todo sea un poco menos gris. Muy buena entrada, la de hoy.

Kikas dijo... [Responder]

Bufffff
Cortazar...Bueno, ya sabes de mis diatribas en el grupo de literatura Latinoamericana que frecuento
Cortazar y Borges (Petado de argentinos el grupo), Fuentes (Algun mexicano), Vargas Llosa y G Marquez...
En fin...puede estar bien para unos dias de vacaciones...
No dudo de la genialidad.....
Pero eso de tener que pararte despues de cada frase porque encierra un pequeño tesoro...he perdido la costumbre.....

Iván Hernández dijo... [Responder]

Me lo apunto. Parece muy bueno. Gracias por la reseña.

Esther dijo... [Responder]

Has tocado a mi escritor favorito. Los cronopios, las famas, las esperanzas... Genial, yo desde luego que os recomiendo todos sus libros y también sus poemas

Dorothy dijo... [Responder]

Los Cronopios y Famas son una de las delicias de Cortázar. Hace poco, aquí, presenatron una edición espectacular ilustrada y con papel artesanal de la que únicamente se editaron 300 ejemplares y que hubiera comprado si hubiera tenido dinero. Una delicia.
¿Mayor? Jamás se es mayor para un cuento.

Besos

Mela dijo... [Responder]

Hola, existen cuentos que han adaptado para mayores como "Blancanieves" que a mí me encantan.
También hay relatos que son para mayores.
Leo libros a mis sobrinos que me entretienen y divierten.
Este libro que has traído hoy a tu estantería virtual, a mí me gusta.
También leo libros de aventuras que me emocionan e interesan.
Yo creo que existe una edad para empezar a leer cierto tipo de libros, pero para dejar de leer no conozco edad ni tipo de libro.
Otra cosa es que te guste o no te guste el tema.
Me he enrollado y no sé si me he explicado.
Un beso, pues.

Xavier Beltrán dijo... [Responder]

Cortázar siempre me ha echado para atrás, no sé por qué. Tengo pensado leer algo de él, pero me da que aún tardaré bastante.

Un besito y feliz martes.

Ithil dijo... [Responder]

Pues yo no soy mucho de relatos cortos, todo hay que decirlo, siempre me dejan con ganas de más y no hay más. Pero el libro que hoy nos presentas lo he leído y me encantó.
Me lo recomendó la familia, en una de estas charlas de sobremesa que no te dejan muy claro si va en serio o no. Pero terminé leyéndolo y me encantó. Es muy diferente de lo que suelo leer, pero desde luego, no me dejó indiferente y me reí mucho.

Sobre la pregunta que plantéas... para nada. Creo que los libros no tienen edad, solo interpretaciones. Porque obviamente, no es lo miemo leer un libro con diez años que a los treinta, tus impresiones no van a ser las mismas, pero eso no quiere decir que no te vaya a gustar. Es como el eterno dilema de los dibujos animados. Cuando digo que he ido al cine a ver la última de Disney, hay gente que te mira raro pensando "Disney, pfff eso es para niños" pero sencillamente no me importa, ¡ellos se lo pierden! Tanto en las películas como en los libros.

Besos

Darío dijo... [Responder]

A mi me costó mucho entrar en el mundo Cortázar. Sólo pude hacerlo cuando lo dimos en la Universidad. No sé por qué. La influencia del contexto. Lo mismo me pasó con Kafka. Y después, parece imposinble salir de ahí...
Un abrazo.

Tatty dijo... [Responder]

en esta ocasión aunque sea un gran escritor y el libro sea bueno, lo voy a dejar pasar ya que los relatos no son lo mío como ya te he comentado en otras ocasiones
besos

Marilú CuEnTaLiBrOs dijo... [Responder]

Pues no, para leer cuentos no hay edad, en mi opinión. De hecho a mi me encantan :) y esta propuesta que nos traes hoy no pinta nada mal. Besos

Al rico libro dijo... [Responder]

Hay cuentos infantiles, cuentos para adultos, cuentos de todos los géneros... No debe pensarse solo en los cuentos infantiles :)

Walter Dardo Bohmer dijo... [Responder]

Es mi escritor favorito tambien, al menos en castellano.
Julio es un loco genial :)
Los cuentos del Uruguayo Horacio Quiroga también son buenos :)

PMPilar dijo... [Responder]

Desde hace una buena porción de años, no tantos como hubiera, se ma antoja, en leyendo, de cada historia un cuento cuyo personaje inevitable soy yo.
Por tanto, sí: Leer cuentos como historias, dado que ya la vital historia real se nos está convirtiendo en puro cuento.
Dicho esto, el manual de instrucciones, perfecto, cómo no.
Un abrazo

Raúl O. García. dijo... [Responder]

«Una persona nunca es demasiado vieja para nutrirse de historias. Hombre y niño, niña y mujer, nunca somos demasiado viejos. Por ellas vivimos»
El viento por la cerradura, Stephen King.
Saludos.

Dolly Gerasol dijo... [Responder]

Hola! Muy buena reseña!! Me voy a poner en campaña para conseguir el libro, me convenciste de que debo leerlo ;) Gracias! Saludos

G dijo... [Responder]

Buenos días.
Para mí, Cortazar ha sido uno de los genios de la literatura.
Buen día.

Aglaia Callia dijo... [Responder]

Tenía que ser Cortázar, tremendo genio. No, nunca se es muy grande para leer cuentos, al contrario, mientras crecemos creo que más los necesitamos.

Ribeyro es un cuentista peruano al que admiro muchísimo.

Besos.

Jara dijo... [Responder]

Creo que hay un momento en el que queremos dejar atrás los cuentos, como síntoma inequívoco de que ya somos "mayores" y otro punto en el que somos suficientemente mayores como para no tener que demostrar nada y no nos importa leer y reconocer que leemos cuentos.
Como mi niñez también fue en blanco y negro ya no me importa nada volver a los cuentos y dispuesta estoy a ello.
Tengo que rebuscar entre mis libros porque sé que este está entre ellos y en su momento no me atraví con él. Parece que ya va siendo hora de que lo haga, estoy deseando conocer a los Cronopios, Famas y Esperanzas.

Raquel Jiménez Bisuteria dijo... [Responder]

Pues no lo he leído, pero ahora ya me has dejado el gusto por hacerlo.
Besos

Raquel

http://raqueljimenezbisuteria.blogspot.com.es/

Nina dijo... [Responder]

Oh cortazar! lo estuve estudiando estos dias en clase de literatura. EScribe maravillosamente, y bueno, es un placer leerle!

Ricardo Gonzalez dijo... [Responder]

Todo cuento es hermoso leer y la edad es relativa, no importa, este libro, en particular nunca lo leí, sí rayuela, pero por la descripción que das, debe estar bueno, ademas decis que tiene humor, tengo ganas de leerlo. Saludos y gracias por invitarnos a leer.

Pedro Luis López Pérez (PL.LP) dijo... [Responder]

Creo que, tras tu Reseña, me lo apuntaré.
Siempre me han gustado los cuentos y, creo, que no hay edades para leerlos.
Como alguien dijo: no importan los años de la Vida, sino la vida que se le den a esos años...y leyendo son más divertidos y provechosos.
Un abrazo, Silvia.

Aydita dijo... [Responder]

Que interesante! besos

Aydita dijo... [Responder]

Que interesante! besos

Dana dijo... [Responder]

Mi escritor preferido.
Rayuela, Bestiario, Final del Juego!
Es un placer enorme leerlo.
Nunca es tarde ni se es muy mayor para leer, lo que sea.
Saludos!

Lady Blue dijo... [Responder]

Este hombre es un genio sin duda alguna.

Pienso que no hay edad para dejar de leer cuentos. Todo depende de la capacidad de cada uno de soñar e imaginar otros mundos tan maravillosos como los que encontramos entre las páginas de un libro.

Que tengas un bonito día!

Caminante dijo... [Responder]

Creo que hay cuentos y cuentos! Unos que les gustan más a los mayores, unos que les gustan más a los pequeños, y otros que gustan a mayores y pequeños. Luego hay personas a las que les gustan todo tipo de cuentos.
Me han gustado mucho varios pequeños relatos que he leído de Cortázar, entre ellos el que nos enseñas, pero me decepcionó un libro de cuentos suyo que leí y desde entonces no me he vuelto a acercar a él.
Tal vez esté cometiendo un error, y supongo que en algún momento le daré otra oportunidad con este libro que nos enseñas hoy.
Besos!

Doctora dijo... [Responder]

No me considero mayor, para nada, me encantan los relatos, los cuentos, las leyendas... pero tras leer tu entrada no sé si me va a gustar mucho este libro... me da que el autor tiene un estilo un tanto rarillo...

Azalea Real dijo... [Responder]

No creo que se sea nunca demasiado mayor para leer un cuento: hay cuentos para niños y adultos; además, cuando dejas de leer cuentos para ti mismo se los empiezas a leer a tus hermanos, a tus primos, a tus sobrinos, a tus hijos, a tus nietos... la historia de la vida.
No me llaman los relatos pero si debo probar con Cortázar y con V. Llosa tarde o temprano.

Besos

ana dijo... [Responder]

Visto así... el reloj es un coñazo que llevamos preso en la muñeca, o es él, que nos lleva presos a nosotros.

BESOS.

Yossi Barzilai dijo... [Responder]

¡Muy mal por mí! Autoreprimenda. No he leído a Cortázar. Me gustan mucho los relatos, de siempre, es un género que me atrae así que si dices que este libro es una pequeña genialidad, a la lista que va.
Por otra parte, he observado que cada vez leo... más! Siempre he leído pero con los años creo que voy prefiriendo dedicar el tiempo en casa a lecuras en vez de a otras actividades. Nunca me ha gustado demasiado la tele aunque sí el cine, sin embargo, cada vez tengo menos paciencia para ver películas y prefiero leer. Un beso :)

Astrolabio dijo... [Responder]

Si, este libro tiene algo, me paso a mí que me lo leí en poquísimo tiempo, que sea en relatos es lo mínimo, hace tiempo que quiero leer "Rayuela" de este mismo autor, ya veremos, linda entrada ;) , saludos.

Lesincele dijo... [Responder]

Los relatos no me acaban de llenar...en cambio los cuento si. Y viendo que este, tira más hacia el segundo aspecto...yo creo que me lo llevo anotado jeje
Un beso!

Concha Fernandez - De lector a lector dijo... [Responder]

No nos vamos a engañar, no creo que esté entre mis próximas lecturas. BESOS.

Génesis García dijo... [Responder]

me gusta y para nada el cuento es para cualquier edad y al que quiera claro yo particularmente leo cuentos hasta los que dicen que son para la edad de 7 ajaj, yo de él quiero leer rayuelaa*-* pero no mas no consigo el libroo en fisicooo!!

MaryLin dijo... [Responder]

Adoro los cuentos y nunca puedo resistirme a su encanto. Yo sigo leyéndolos.
Los libros de relatos los tengo un poco de lado, pero tengo que ponerme con este g´enero.
De este libro me gusta eso de que sea un libro diferente y que sea capaz de hacerte sonreír y disfrutar.
Sin duda, por lo que cuentas, merece la pena.
Besotes

Waru Waru dijo... [Responder]

Desde mi punto de vista, no existe un límite de edad para leer cuentos. Yo adoro leerlos, sean de lo que sean: fantasía, crónica, temática realista...
Personalmente sigo disfrutando igual de los cuentos clásicos de mi infancia (como Caperucita, Cenicienta, Blancanieves...) e incluso encuentro matices nuevos (hay que pensar que los cuentos se crearon con una estática moral y ética para niños y adultos).
Besos!

Ángela dijo... [Responder]

Pues yo creo que nunca es tarde para leer cuentos y que, incluso, hay cuentos que no se deben leer en edades tempranas.
Respecto a Cortazar, hace muchos años que me estrene con él y me gusta mucho, pero es una lectura muy especial, hay que tener una cierta tranquilidad para saborear lo que dice, yo aprovecho en las noches en las que no puedo dormir(que es mucho más frecuente de lo que debiera), y me quedo sola y tranquila en el salón, entonces sin ruidos es cuando mas sentido le encuentro a este tipo de lecturas.
Besos

Pablo García Fernández dijo... [Responder]

"Para llorar, dirija la imaginación hacia usted mismo, y si esto le resulta imposible por haber contraído el hábito de creer en el mundo exterior..." ¿Seguro que esta frase - De las Instrucciones para llorar - pertenece a un cuento para niños?

Me pareció un texto excelente y cargado de un humor ácido tremendo.

Un beso.

Jo dijo... [Responder]

los cuentos nunca pasan de moda... tampoco creo que tengan que ver con la edad.

ni con tiempos
ni con cuerdos... :P

creo que uno va eligiendo de el estante
incluso que fantasias...
(uy bastantes)

abrazo

Nagini dijo... [Responder]

Los libros de relatos me tiran un poco para atrás, pero como pasa siempre, cuando oigo hablar bien de uno, pues a intentarlo.

Un saludo.

Tizire dijo... [Responder]

Aunque no he leído muchas cosas de Cortázar, el fragmento que has elegido lo conocía y siempre me ha gustado mucho: se denota su genialidad a la hora de manejar la poesía y las metáforas. Respecto a los cuentos... Hay cuentos y cuentos, no todos son para niños! Libros como este nos hacen disfrutar del género con una perspectiva más adulta. 1beso!

jose maria criado lesmes dijo... [Responder]

Amiga Silvia, nunca se es mayor para retornar a la niñez y si alguien tiene ese problema peor para él.
Besos

Luciana dijo... [Responder]

Nunca se es demasiado viejo para leer cuentos ni demasiado joven para leer a Cortázar.
Besos.

Shorby dijo... [Responder]

JAMAS me voy a considerar mayor como para leer un cuento =)

Besotes

CHARO dijo... [Responder]

Me gustan los cuentos y las películas infantiles así que apunto este libro en mi lista........y tengo 65 años.Besotes

Dolmar dijo... [Responder]

Muy buen tu entrada de hoy: Cortázar y sus cronopios. Recuerdo las "instrucciones para subir una escalera", allí donde el suelo se pliega... Para mí es un genio.

Zamarat dijo... [Responder]

Ay! Qué gran libro! Me encantó!!
Abrazo

Abuela Ciber dijo... [Responder]

Me encanta lo de humor inteligente.

Cariños

Juanito dijo... [Responder]

Excelente reseña, como siempre.
De Cortázar he leído "Bestiario" (me encantó), "Un tal Lucas" (lo mejor, por lo menos para mí) y "Rayuela" (no me gustó..).
Por otro lado, considero que no hay una edad para dejar de leer relatos. Ojalá lo pueda seguir haciendo durante toda mi vida.
¡Saludos!

Nesa Costas dijo... [Responder]

Que recuerdos... aunque tu le das mil vueltas a mi profesor de literatura hispanoamericana je, je
No creo que haya edad para los cuentos. Si acaso, dependiendo de la edad el cuento cambia, al menos la forma de verlo.
Besos, genial la reseña.

Valaf dijo... [Responder]

"No te regalan un reloj, tú eres el regalado, a ti te ofrecen para el cumpleaños del reloj."

Pues a mi me encantan los relojes!!

Y bueno, nunca se es demasiado mayor para los cuentos a no ser que te hayas convertido en alguien serio y respetable. Pero de esos, el mundo anda lleno y así nos va.

Los cuentos abren ciertas portezuelas que, cuando se cierran, sobreviene la podredumbre y uno queda "regalado" por lo "normal". Y decía Fromm aquello de "la patología de la normalidad". O así.

Un beso

Andrea dijo... [Responder]

Un genio de la literatura. Vi que en los comentarios de arriba se lo vinculó con "El señor de los anillos" pero no es este tipo de género el que Cortázar cultiva. Es un autor que juega con la realidad y se entremete en el plano fantástico utilizando muchas veces el plano de lo onírico. Cortázar no es género maravilloso como Tolkien.
Te recomiendo mil veces "La noche boca arriba" un cuento GENIAL. Besos y muy buena entrada.

Citu dijo... [Responder]

Uy parece un libro interesante y uno nunca deja de ser viejo para leer un cuento . Te mando un beso y buen miercoles

Mere dijo... [Responder]

El fragmento de Cortazar con el que comienzas hoy es una maravilla. Es cierto que un reloj pasa a formar parte de tí y te comprometes a mantenerlo en funcionamiento día a día. Si, de algún modo quedas aferrado a él de por vida... pero quizás haga que te sientas útil y más completo. Me interesa este libro, sutil e ingenioso :) Gracias, un beso

Margari dijo... [Responder]

Nunca he dejado de leer cuentos... Si es que son mi debilidad, y ahora con tanta joya como hay, más... Y este libro no lo he leído. De Cortázar he leído cuentos sueltos pero no me he animado a coger uno de sus libros y leerlo de principio a fin. Otra cosa que tengo que hacer.
Besotes!!!

Rober dijo... [Responder]

A mi me encantan los relatos. De hecho, creo que es el formato en el que más cómodo me siento. Tanto como lector, como cuando me da por escribir.

No creo que exista una edad para dejar de leer cuentos, ni que sean cosas exclusivamente de niños. Nuestra visión del mundo cambia con el tiempo, y también lo hace nuestra visión de este tipo de historias. La genialidad de los relatos, muchas veces, está en intentar leer entre líneas y eso requiere una madurez difícil de encontrar en un crío. Por eso, creo que lo ideal son varias lecturas, en distintos momentos. Descubriremos también cosas distintas.

Besines

Bt dijo... [Responder]

Un día como cualquiera cuando entre en blogger y vi en el titulo de tu entrada Cortázar... dije: debo sacar tiempo para leer a esta mujer, y aquí estoy... Mi favorito, Aplastamiento de las gotas ...

Y no, no hay edad para leer cuentos, no debería, así como no deberíamos dejar de pensar como niños.

¡Saludos!

Vela dijo... [Responder]

A todos nos cuentan cuentos todos los días, aunque no seamos conscientes...Para mí Cortázar es un maestro del género, lo conocí a través de otra colección de relatos recogidos bajo el título "Ceremonias" y algunos me siguen sorprendiendo todavía al releerlos, su dominio del lenguaje tiene mucha fuerza. Imprescindible del autor "Rayuela".

Saludos. Vela.

Luciano Sivori dijo... [Responder]

Buen análisis!! Me encanta este libro del genio Cortázar!
Especialmente me interesa "Manual de Instrucciones", esa maravilla donde el humor y la ironía de Julio Cortázar se revuelcan dando lugar a todo tipo de instructivos delirantes. Son textos breves que sorprenden por su simpleza y profundidad.
Hace poquito armé un TOP FIVE de mis instrucciones preferidas, si tenés ganas te invito a darte una vuelta:

http://viajarleyendo451.blogspot.com.ar/2014/02/lista-top-five-las-5-mejores.html

Slds!